PUERTAS INTERIORES

Lautoka Urbana – Reformas e interiorismo

Las puertas son un elemento importante a tener en cuenta al reformar nuestra vivienda, puesto que permiten el acceso de una habitación a otra y a la vez separan diferentes ambientes, además de mitigar los ruidos, ayudando así a preservar la intimidad entre las estancias. Por ello, es importante saber qué tipos de puertas existen en el mercado para tomar la decisión mas adecuada que se adapte a los diferentes espacios de nuestra casa. No instalaremos el mismo tipo de puerta en, por ejemplo, un espacio pequeño que en un espacio grande.

La entrada de blog de esta semana va dedicada pues a esos elementos tan cotidianos de nuestro hogar como son las puertas y a los sistemas básicos de apertura que podemos encontrar. Cabe decir que todos los sistemas de apertura que describiremos a continuación pueden ser de una o dos hojas, es decir, con una o dos puertas.

Puertas batientes

Las puertas instaladas en prácticamente todos los hogares son las puertas batientes, las de toda la vida. Estas se abren mediante una maneta con un giro de hasta 180 grados, y pueden abrir hacia dentro o hacia fuera, izquierda o derecha. Una variación de estas puertas son las llamadas puertas oscilobatientes, que se diferencian de las anteriores por disponer de una parte superior abatible.

Blog: Puertas interiores - Puerta batiente

Puertas plegables

Otro tipo de puertas muy típico son las puertas plegables, que se caracterizan por recogerse sobre sí mismas plegándose sobre uno de sus costados. Son ideales para viviendas donde prima el espacio, aunque no son tan elegantes como las puertas correderas.

Blog: Puertas interiores - Puerta plegable

Puertas correderas

Acabamos esta breve entrada de blog hablando de las puertas correderas. Son las más indicadas para espacios pequeños o espacios en los que se quiere ganar espacio, ya que gracias a su apertura paralela a la pared no requieren de espacio adicional para su apertura como es el caso de las puertas batientes. Se abren circulando sobre unas guías en la parte superior de la puerta. Las puertas correderas en general requieren de una instalación más complicada que una puerta normal y por lo tanto su coste es también más elevado respecto a las otras. A cambio, tienen por ventaja que separan ambientes a voluntad y dan sensación de amplitud en los espacios cuando están abiertas. Existen diferentes tipos de puertas correderas, pero las más populares son las puertas de guía externa y las puertas correderas empotradas.

  • Las correderas de guía externa son aquellas cuya guía se instala por fuera superpuesta a la pared. Son más fáciles de instalar y no hace falta hacer obras para instalarlas, aunque su principal desventaja es que no permiten la colocación de muebles de la misma anchura que la puerta en la pared donde están instaladas las guías.
  • Las correderas empotradas son aquellas que, como su nombre bien indica, se empotran entre dos tabiques liberando el espacio de la pared en su totalidad. Son más prácticas y decorativas, aunque estas sí que requieren obras para su instalación.

Otra variante de puerta corredera es la puerta de fuelle, una mezcla entre correderas y plegables. Se pliegan sobre si mismas mediante una guía superior que las desliza en el mismo plano y son ideales para dividir ambientes en algún momento y juntarlos en otro.

Blog: Puertas interiores - Puerta corredera

Os recordamos que todos los tipos de puertas que hemos visto en esta entrada pueden hacerse de diferentes materiales: madera, PVC, aluminio, vidrio… La elección solo depende del ambiente que queráis crear al reformar vuestra casa. Esperamos que estos pequeños apuntes sobre puertas interiores os den ideas para definir el aspecto de vuestra futura reforma. Nos vemos la semana que viene con una nueva entrada de blog, llena de ideas interesantes para vuestros futuros proyectos de reformas o interiorismo, todo ello de la mano de Lautoka Urbana.

¡Un saludo!